Saltar al contenido

Turismo activo Cazorla

Turismo activo en Cazorla: un valle andaluz muy pintoresco 

Las montañas que rodean a Cazorla evocan ese aire de tranquilidad que respira este municipio andaluz que cuenta con apenas siete mil habitantes, por lo que si te quieres desconectar de la agitada vida de las grandes ciudades, este es el lugar indicado para ti

Teniendo una de las reservas naturales más grandes de España, Cazorla te brinda la oportunidad de hacer cualquier tipo de deporte y, exprimir al máximo una experiencia sin comparación. 

Pulse aquí para ver otras guías sobre turismo natural y activo

¡Ya tenemos todo listo para comenzar nuestra escapada rural por este inaudito paraíso natural! 

Parque Nacional Sierra de Cazorla: un lugar lleno de paz 

El pueblo de Cazorla emana paz desde el momento que lo llegas a pisar, por ser un territorio en donde las tradiciones andaluzas se conservan y el ruido es casi inexistente. Para acceder a esta pequeña localidad es recomendable que lo hagas en coche privado, puesto que el transporte público es escaso (suelen haber apenas dos servicios por día). 

Si sales de Madrid hacia Cazorla, el recorrido podría tardar entre cuatro a seis horas, dependiendo de la velocidad en la que conduces y las paradas para comer e ir al servicio. Mientras que si sales de Jaén Capital, el trayecto no te tomará más de media hora. 

Ir en coche también te brindará mayor comodidad, puesto que tendrías que gastar mucho dinero en caso de no tener transporte privado. Recuerda que este es un lugar para desconectarse de lo banal y enfocarse en la naturaleza, así que no deberías estar preocupado en cómo movilizarte. 

Con tu vehículo también podrás hacer turismo activo en localidades próximas como Úbeda, Jaén o Baza, las cuales valen totalmente la pena en visitar. 

Tras haber llegado a este increíble destino, te recomendamos visitar el castillo de Segura de La Sierra, una fortaleza con amplia influencia árabe como la mayoría de las edificaciones en Andalucía. Este monumento creado a base de piedras, separó por mucho tiempo a dos religiones predominantes en la región: la cristiana y la musulmana,por lo que es bastante interesante visitar sus espacio para culturizarnos un poco más acerca de la Edad Media y la Moderna. 

turismo activo Cazorla

Esta fortaleza posee baños árabes, una torre de homenaje, capilla para practicar el culto, un gran refectorio y un patio de armas donde se armaban las guerras contra el bando contrario (los mulsumanes que vivían en la isla). 

La estructura sufrió varias remodelaciones a lo largo de los años, pero el encanto de este castillo sigue siendo el mismo. Desde este lugar puedes obtener una vista panorámica del pueblo, cuyos lugareños te recibirán con una sonrisa de por medio. 

Vive una experiencia al estilo de National Geographic 

En Cazorla vive una de las especies con mayor peligro de extinción en el mundo: el quebrantahuesos, una ave con intensos ojos marrones y plumaje envidiable que capta la atención en apenas segundos. 

Dentro de un ambiente protegido, los quebrantahuesos pueden ser vistos por turistas curiosos en el centro de cría de la localidad. Éstos se encuentran enjaulados y cuidados por proteccionistas, quienes te explicarán el proceso de reproducción y, posteriormente, liberación. 

Si quieres observar de cerca una especie única en el mundo, sólo tienes que hacer una reservación con antelación en este centro, ya que no aceptan muchas personas a la vez en los recorridos. 

Turismo activo en la Sierra de Cazorla 

Uno de los mejores planes para hacer turismo activo en Cazorla es el senderismo, debido a las diferentes rutas que puedes coger para poner tus piernas a prueba. 

  • Ruta Félix Rodríguez de la Fuente: nombrada así en honor a un profesor de la localidad y defensor de la naturaleza, es perfecta para realizarla en familia, puesto que es una subida suave, en la que puedes ir conversando mientras aprecias los árboles, plantas y la vista mientras te acercas a la cima. 
  • Ruta del Río Bosa: este camino es de los predilectos para los senderistas, puesto que después de una buena caminata, puedes darte un chapuzón en este río que cuenta con cascadas de ensueños. ¿Existe algo mejor? 
  • Ruta de la Cascada de Linarejos: la recompensa de hacer este recorrido es grande, debido a que cuenta con las mejores vistas de todas. Además, al igual que la del Río Bosa, aquí podrás darte un baño frío después de culminar tu caminata en el río  Guadalquivir. 

Coge tu bicicleta para conquistar la sierra 

Si quieres recorrer la Sierra de Cazorla en bicicleta para liberar toda esa adrenalina, lo puedes hacer a través de la Ruta del Nacimiento del Guadalquivir, la cual tiene una extensión de 60 kilómetros que pondrán a prueba tus condiciones físicas. 

Si gustas, después de terminar tu trayecto puedes refrescarte en el río, lo cual te dará una sensación de felicidad única en la vida. ¡No hay ganancia sin dolor!